Un partido complicado el que se ha visto hoy en La Rosaleda, no muy vistoso y con errores que ha llevado al equipo de Javi Gracia, que acabó expulsado del campo tras protestarle al árbitro, a perder los tres puntos.

Una primera parte con poco que destacar pero con dos goles, uno para cada equipo. Así empezaba el partido, con algún acercamiento de ambos equipos a la portería contraria pero con poco peligro.

En el minuto 3, el Chory se saca un disparo cruzado que acaba a la izquierda del portero del conjunto valencianista, Diego Alves.

La Rosaleda, que empezaba el partido muy metida con los suyos, pronto comenzó a protestar contra el árbitro del partido, González González. Pero el minuto 13 llegó, y con él, el gol del croata del Málaga, Duje Cop. Tras una jugada de Juanpi dentro del área, Cop recoge el rechace y la pone en la escuadra de la portería. El segundo gol consecutivo de Cop, el primero en el feudo malaguista.

WhatsApp Marketing

Diez minutos después, y para desgracia malaguista, Cop empezó a tocarse la parte posterior de su muslo derecho y Gracia decidió sustituirlo por Horta. A partir de ahí, el Málaga bajó el rendimiento, se notaba menos intensidad en los de Gracia y la presión era menor.

Hasta ese momento las jugadas del conjunto ché acababan, sin problemas, en las manos de Kameni. Hasta que los de Neville empezaron a tocar mejor la pelota y llegó el gol, a punto de terminar la primera parte, en el 41. Kameni en propia, al querer desviar el balón a córner, y quejándose de un pisotón de Cheryshev. Antes del gol, en el 39, Kameni, desde el suelo, saca un disparo de Santos, salvando al equipo. Aun así, 1-1 y al descanso.

Una de las noticias negativas de la primera parte y del partido es la quinta amarilla de Juanpi, que no podrá estar en Riazor.

La segunda parte no pudo empezar peor. Minuto 49, gol de Cheryshev. 1-2 en el marcador y partido cuesta arriba para los de Javi Gracia.

Desde ese momento hasta el final del partido el Málaga buscó el empate sin descanso. Horta, en el 7 dispara por encima de la portería. Gracia buscaba soluciones y gol con el cambio y metió a Roque Santa Cruz por Juanpi, que tenía amarilla.

Pero con el Málaga buscando el gol, el Valencia tuvo dos ocasiones muy claras para conseguir el tercero que dejaría el partido encarrilado para los de Neville. Cheryshev no consigue llegar a un pase de Alcácer por poco.

Y con ambos equipos atacando llegó una gran tangana, con todos los jugadores metidos en ella, que acabó con amarillas para Torres y Duda, que estaba apercibido, y expulsión del técnico malaguista. Javi Gracia abandonaba el campo tras las protestas.

El Valencia tuvo una más, de Rodrigo y a partir de ahí, el público y el Málaga se vinieron arriba. Filipenko de cabeza y Atsu, que acababa de entrar por Horta, pero el gol no llegaba y no llegó. Torres tuvo la última a la desesperada ya, pero no encontró portería.

El susto lo dio Camacho, al final del partido, con una caída muy fea y en la que se pudo hacer daño. Pero el maño es duro y volvió al partido a los pocos minutos para intentar marcar el gol hasta el final.

El Málaga pierde tres puntos en su casa y se queda con 32. El Valencia venía de una mala racha y el Málaga de una positiva, pero en La Rosaleda las tornas se cambiaron, como muchas veces pasa. “Resucitar a los muertos” es una cosa que se le da bien al equipo de la Costa del Sol. El sábado contra el Depor del ex malaguista, Luis Alberto más y quizás mejor.

Comentarios