Tiempo. Eso mismo necesita el Málaga CF para acomodar todas las piezas y empezar a funcionar. El equipo de Juande Ramos ha demostrado hoy en La Rosaleda que no está listo y que hay muchas cosas que mejorar para que empiecen a llegar los resultados. Hoy derrota 0-2 ante el Villarreal y lo que es peor, malas sensaciones.

La primera parte terminó  con los dos goles encajados. El Málaga lo intentó, contó con la posesión y a punto estuvo de materializar alguna de las jugadas. Jony fue uno de los más activos en estos primeros 45 minutos. El Villarreal, por el contrario, en la primera jugada de peligro consiguió marcar. Santos Borré rompió a Llorente y encontró a Jaume Costa que metió el primero.

El golpe fue duro para el equipo blanquiazul y más lo sería unos minutos después, cuando Weligton se durmió con el balón y dejó a Santos Borré delante de Kameni. Weli en su intento por arreglarlo vio como el árbitro señaló pena máxima, que no fue. La suerte estuvo de lado para el portero camerunés y este penalti quedó en nada.

Con el público metido de nuevo en el partido, tras la parada de Kameni, parecía que el Málaga CF se vendría arriba, pero todo lo contrario. Antes del descanso, en el minuto 44 llegó el segundo del Villarreal . Sansone, tras un paradón de Kameni, recogió su propio rechace para ampliar más la diferencia en el marcador.

WhatsApp Marketing

Juande movió el banquillo y entraron Keko y Juanpi por Sandro y Pablo. Con Juanpi se pudo ver algo más de juego pero sin llegar a crear excesivo peligro. El Villarreal volvió a tener una jugada muy clara, que sacó Rosales bajo palos, para hacer el 0-3.

El equipo fue de más a menos, con errores en la defensa y con poco ritmo arriba. Las reacciones a los goles no fueron suficientes y no crearon peligro alguno en la portería de Asenjo, salvo tres ocasiones contadas que acabaron en nada. Así llegó una victoria cómoda del Villarreal y la primera derrota del Málaga CF en esta temporada.

Comentarios